Sección: AVANCES MÉDICOS

LAS MARCAS EN LA PIEL Y EN LAS EMOCIONES ANTES Y DESPUÉS

* Tarde o temprano, todas las personas tendrán alguna experiencia con una cicatriz que podría convertirse en una "marca" y afectar negativamente la confianza en sí mismas. Las cicatrices no desaparecerán pero pueden llegar a desvanecerse o reducir su presencia en la piel con tratamientos clínicamente probados como Mederma.

Sección a cargo de G. Adolfo Ruiz J.

CDMX 08 enero 2018. Tarde o temprano, todas las personas tendrán alguna experiencia con una cicatriz, sin embargo de acuerdo con los especialistas las cicatrices pueden ser marcas, que además de impactar la apariencia física de la persona, afectan la confianza de los pacientes, sobre todo en aquellos que no han tomado la decisión de tratarlas y desvanecerlas.

Por ello el Dr. Walfred Rueda Medina, médico psiquiatra y Gerente Médico de Merz, “La transición de las cicatrices puede afectar la calidad de vida de los pacientes, de hecho, un estudio realizado en 34 pacientes dio como resultado que las personas con cicatrices a menudo se sentían insociables e interfería con sus habilidades de comunicación, relaciones personales, vida laboral y actividades de ocio”.

Añadió: “Es importante comentar que el estudio también reveló que hay cinco principales áreas de afectación en los pacientes con cicatrices: Comodidad física y funcionamiento, aceptación para uno mismo y para los demás, funcionamiento social, confianza y el bienestar emocional”.

Es así que de acuerdo a diversos estudios, se ha demostrado que la depresión y la ansiedad son más predominantes en pacientes que tienen cicatrices como consecuencia de quemaduras. Así mismo, las personas con problemas en la piel tienen una gran dificultad para socializar.

“La cicatrices también pueden llegar a ocasionar un problema en la sexualidad, ya que llegan a causar alteraciones de sensibilidad en la piel, así como alteración en la apariencia, afectando la imagen personal y la autoestima, que son factores importantes en la vida sexual”,  destacó.

El especialista recomendó: “El impacto en las necesidades de los pacientes con cicatrices debe abordarse desde diferentes ángulos como el aspecto emocional para escuchar al paciente y la educación médica para que los especialistas puedan ayudar a reducir la angustia de la persona,  ya que las marcas no desaparecen físicamente”.

En su participación la Dra. Miriam García Jáuregui; especialista en Medicina Farmacéutica, Gerente Médico de Merz y miembro de la Sociedad Médica Científica de Medicina Estética, explicó: “Las cicatrices no desaparecerán sino solamente pueden llegar a desvanecerse o reducir su presencia en la piel”. Actualmente existen en el mercado productos como Mederma que reduce visiblemente las cicatrices con resultados clínicamente probados.

Mederma Gel trata tanto cicatrices antiguas como recientes. Su fórmula en gel promueve el proceso de cicatrización de la piel y hace menos visible la cicatriz, disminuyendo los síntomas como: comezón, enrojecimiento, tirantez y sobretodo, también evita la formación de cicatrices antiestéticas”, y señaló, que para obtener los mejores resultados posibles, se debe utilizar el gel tan pronto como se cierre la herida o se retiren los puntos (en caso de sutura), por al menos 8 semanas, aplicándolo dos o tres veces al día. En cicatrices antiguas la aplicación se debe de llevar a cabo de 3 a 6 meses.

Es importante destacar que demostró sus buenos resultados mediante estudios clínicos controlados tras intervenciones quirúrgicas, en comparación con pacientes no tratados. Se pudo demostrar que, gracias a la aplicación temprana del tratamiento con el gel, disminuían el largo y el ancho de la cicatriz al compararse con pacientes no tratados.

El producto también ha sido probado tanto en pacientes con cicatrices hipertróficas como en cicatrices de intervenciones quirúrgicas, incluyendo aquellas cicatrices posteriores a cirugías de mama y en niños tras intervenciones torácicas. Además ha demostrado su eficacia en cicatrices secundarias a quemaduras térmicas y químicas y también en cicatrices a consecuencia de dermatosis inflamatorias.

Por último, la especialista resaltó que es importante usar tratamientos que han comprobado su seguridad y eficacia a través de estudios clínicos, para asegurar los resultados esperados y así evitar tanto la afectación estética como la emocional.

Acerca de Mederma;  ha sido uno de los tratamientos líderes para cicatrices en todo el mundo durante más de 10 años y actualmente es la marca No. 1 en EE.UU, ya que reduce visiblemente las cicatrices con resultados clínicamente probados. El gel trata tanto cicatrices antiguas como recientes.

Su fórmula promueve el proceso de cicatrización de la piel y hace menos visible la cicatriz, disminuyendo los síntomas como: comezón, enrojecimiento, tirantez y sobretodo, también evita la formación de cicatrices antiésteticas, reduce el enrojecimiento de la piel, suaviza, alisa y aumenta la elasticidad de la cicatriz. Más información disponible en el sitio: www.merz.com.

skin scars: quality of life after skin scarring, Author links open overlay panel B.C.BrownabS.P.McKennacK.SiddhicD.A.McGroutherabA.Bayatab 2. Monografía Mederma página 2 párrafo 4 3. Monografía del producto sección estudios clínicos 4. Psychopathology and Psychological Problems in Patients with Burn Scars Article in American Journal of Clinical Dermatology · February 2003


Publicado: 10/01/2018
Copyright © 2009 Reseña Digital - Visitantes: 13,671,729